GENERAL

La solución para tener una piel tersa y firme

La flacidez parece ser una de las condiciones estéticas más difíciles de tratar: que la piel vuelva a retraerse y aumentar el colágeno suena difícil, pero gracias a las nuevas técnicas que existen en el mercado actual de la estética, es posible lograr resultados favorables y súper efectivos, que incluso pueden evitar una cirugía.

Uno de los tratamientos más recomendados por excelencia para  reafirmar el tejido, combatir el envejecimiento y recuperar la tersura e hidratación de la piel, es la radiofrecuencia, un sistema ideal para tratar la flacidez que se presenta muchas veces -más habitualmente- en abdomen, brazos y piernas, y que casi siempre es la puerta de entrada a otro problema, la celulitis.

Este método no invasivo, seguro y eficaz, reactiva además el proceso de la lipólisis, reduciendo el tamaño los depósitos grasos localizados y, consecuentemente, de la celulitis. También mejora estrías, cicatrices y arrugas e incrementa la circulación sanguínea y linfática, es decir, la reducción de volumen y “piel de naranja”.

La demanda de este tratamiento es cada vez más habitual en nuestras consultas en Depilight, ya que son cientos las mujeres que la padecen, porque no sólo se asocia la flacidez a problemas de sobrepeso, sino que puede presentarse en cualquier persona y a cualquier edad. Entra las causas que la producen, se pueden nombran como las más típicas: los hábitos alimentarios incorrectos, la poca actividad física o sedentarismo, y el exceso de exposición solar durante mucho tiempo.

La gran ventaja de tratar la flacidez con radiofrecuencia es que se puede continuar con una vida social normal inmediatamente después del tratamiento, e incluso no está contraindicado tomar sol, siempre que sea con una protección adecuada.

Post anterior Próximo post

También podría gustarte