CUIDAR EL CUERPO

3 tratamientos para reducir grasa localizada

reducir la grasa localizada

Algunas veces, aunque hagamos dieta y ejercicio físico, no logramos eliminar la grasa que se acumula en ciertas partes del cuerpo como el abdomen, las piernas o los glúteos. Por eso, te contamos con qué tratamientos estéticos podés ayudar a reducir la grasa de esa zona que tanto te molesta.

La formación de depósitos de grasa depende de varios factores como: la edad, el sexo, el estrés, la ingesta medicamentos o hábitos poco saludables. Con el paso de los años, la grasa es mucho más difícil de eliminar.

Los hombres tienen más tendencia de acumular en la zona abdominal, laterales de la cintura y espalda. Las mujeres, en el abdomen, cadera, glúteos, muslos. etc.

Tratamientos para tratar los depósitos de grasa:

1. Ultracavitación

También se la llama “liposucción sin cirugía” porque consiste en aplicar ultrasonidos, que hacen vibrar las células de grasa hasta que revientan. De esta forma, se logra que la grasa deje de estar “encapsulada”, por lo que pasa al sistema linfático  se elimina a través del sudor, la orina y las heces.

Se suele acompañar la ultracavitación otros tratamientos estéticos o drenaje linfático para lograr mejores resultados.

Se pueden tratar varias zonas del cuerpo, pero según donde se aplique, las sesiones tardan entre 45 y 60 minutos. Suelen requerirse entre 10 y 12 sesiones para conseguir el efecto esperado.

2. Radiofrecuencia

La radiofrecuencia es otra forma de reducir zonas con acumulación de grasas. Consiste en aplicar radiaciones electromagnéticas, que oscilan simultáneamente en el campo eléctrico y magnético y causan un movimiento rotacional de las moléculas de grasa que genera calor.

Se puede canalizar la energía a distintas profundidades para tratar distintos tipos de celulitis. La radiofrecuencia ayuda también a recuperar la elasticidad de la piel, retrotrayendo la piel sobrante y estimulando la producción de colágeno.

Las sesiones suelen duran entre 40 y 60 minutos, y se necesitan entre 8 y 10 para lograr los efectos esperados.

3. Mesoterapia

La mesoterapia consiste en inyectar en la zona afectada, diferentes sustancias para favorecer la movilización y eliminación de grasa.

Se aconseja aplicar 1 o 2 sesiones semanales para conseguir los efectos deseados.  Una vez conseguida la reducción de grasa de la zona tratada (piernas, abdomen, caderas, etc.), se recomienda hacer sesiones de mantenimiento para mantener los resultados.

¡Ya no tenés escusas! Con estos tratamientos podés eliminar la grasa localizada y volver a lucir un cuerpo envidiable.

Asesoría en tratamientos estéticos

Post anterior Próximo post

También podría gustarte